Hoy en Horchateria Sirvent escribiremos un artículo donde os vamos a contar un poco de historia del helado. El helado es uno de los productos más espectaculares en las épocas de más calor, a la vez uno de los productos estrella de la marca Horchateria Sirvent, juntamente con nuestra espectacular horchata.

El origen del helado es considerado un poco incierto, pero a la vez, sí que está bien claro que su origen es verdaderamente muy antiguo. Por otro lado, debemos ser conscientes de que el producto del helado ha sufrido muchos cambios en su formato incial, y como no, todos estos cambios de forma están muy relacionados con los grandes avances tecnológicos que el mundo, y la sociedad occidental juntamente a su industria alimentaria, ha recibido, en este caso podemos estar bien contentos de toda evolución del helado, ya que ahora podemos disfrutar cuando queramos de unos espectaculares helados.

A la vez, encontramos la popularización del alimento del helado. Su consumo se ha generalizado, ya que el producto se ha hecho más popular dentro de la sociedad occidental. Como que el consumo ha aumentado, las exigencias también lo han hecho, ya sea en volumen y variedad de conceptos, todos estos factores han promovido su gran evolución.

Apuntes de historia del helado

heladoPese a toda esta evolución del helado y su entorno más directo, podemos fijar el origen probable del helado a la anterior y grande presencia de bebidas muy frías, bebidas heladas o enfriadas con hielo o nieve en las cortes de los nobles de la época.

Pero, aun así, encontramos en el año 400 antes de Cristo. un alimento en Persia, era muy parecido al actual sorbete de helado.

Ese plato muy parecido al sorbete de helado, era un plato frio como un tipo de pudín o un flan, estaba hecho de agua de rosas y cabello de ángel; ese plato era solamente servido a la realeza durante las épocas de verano.

Relacionándolo, con dicho plato tan antiguo y parecido al sorbete de helado, los persas fueron los que empezaron a dominar más la técnica de poder almacenar hielo, para hacerlo utilizaron un tipo de refrigeradores gigantes y muy artesanos. A lo largo de los años, esa técnica de refrigeradores gigantes se trasladó hacia el continente europeo, y durante la Edad Media se integró en muchos lugares, llamándose: pozos de hielo.

Estos almacenes gigantes, y normalmente subterráneos, mantenían el hielo que se había recogido durante el invierno, o que se había recogido de las montañas durante el verano. Allí se guardaba comida que necesitaba frio para conservarse en buen estado, como la carne, el pescado u otros alimentos que se empezaban a guardar en frio.

El hielo que se introducía en esos pozos, con el simle propósito de tener hielo o mantener alimentos en frio, después se mezclaban con ingredientes, como podian ser las frutas de variados sabores, y de esa forma se conseguían los sorbetes o los primeros helados. Durante la Edad Media, los árabes sí que preparaban productos azucarados con frutas y especias, y todo muy bien enfriado con hielo de los pozos de hielo que tenían. A dicha mezcla de ingredientes se le empezó a llamar sharbat (en árabe), la palabra fue pasando de generación en generación y el termino en hispano se terminó denominando tal y como nosotros lo conocemos actualmente: sorbete.

Por otro lado, y un poco más lejos y años antes, en China, el emperador Tang, tenía una técnica para crear mezclas de hielo con leche, y este procedimiento nos puede sonar bastante, ya que es la base de muchos de los helados que hoy conocemos, y tanto nos gustan. La receta de dicho producto fue viajando con sus maestros, de la China fue hacia el occidente pasando por la India, Persia, y Grecia y Italia.

Fue en Italia, donde durante la Edad Media, que el helado tomó carácter propio, y desde allí empezó a popularizarse entre las sociedades y sus respectivas dietas. También se dice, que fue el viajero Marco Polo, el que trajo al continente europeo, después de sus viajes a Oriente, varias recetas de helados que aprendió en Asia.

heladoLas recetas fueron evolucionando, juntamente con nuevos ingredientes, o con nuevas técnicas, y por lo tanto nuevas demandas de gustos de helado, … y es que el helado se popularizo, y la oferta se adaptó (y aún lo hace).

Se dice que bajo el reinado de Luis XIV se empezaron a preparar los helados de vainilla y de chocolate, más tarde se crearon los de crema de leche, hasta llegar al helado actual, y esa creación fue a causa del interés de dicho monarca por el producto del helado.

El origen del helado ha causado desde siempre mucha controversia, y solo hay una cosa que es unánime, y es que el helado empieza a salir a las calles cuando el tiempo es bueno y las temperaturas de empiezan a elevar, casi siempre coincidiendo con el inicio del verano.

Cuando la primavera está apenas empezando y los termómetros ya dicen que es tiempo de ponerse la menor cantidad de ropa posible y de refrescarse, el helado ya reclama nuestra atención.

Lo que está claro, aparte de saber que el helado es un producto delicioso y bien nutritivo que se puede definir como leche batida, congelada, endulzada y concentrada, consumible en diferentes sabores, formas y tamaños, es que el origen de esta dulce y refrescante comida, es muy antiguo però seguirà presente en nuestros veranos y tardes calurosas.

¿Conocías todas estas historias de los helados?

Hoy en día, el helado se puede comprar o hacer en casa, sólo se necesita leche, huevos, azúcar, tiempo, un congelador y un poco de dedicación y paciencia para poder degustar un magnífico helado hecho por nosotros mismos, aunque siempre se puede venir a disfrutar de un buen helado en las heladerías de Horchateria Sirvent de Barcelona, concretamente en las calles Balmes nº 130 y en la calle Parlament nº 56, las dos en la ciudad de Barcelona.

Historia del helado
5 (100%) 16 votos